Publicidad

El fracaso de la VPT en la Comarca impone la VPO como principal oferta en pisos sociales

mugartea, entre mendillorri y mutilva alta, prevé 700 protegidas
El 72% del nuevo sector será para el régimen general y no habrá precio tasado

mutilva. La figura de las VPT y VPP como tramo superior de la gama de vivienda protegida para rentas medias ha fracasado. Si en época de bonanza la mayorí­a de las promociones públicas del Gobierno o de los ayuntamientos contaban con un porcentaje similar de VPO en régimen general y VPT para cumplir el 50% de la reserva de vivienda social, las nuevas urbanizaciones apuestan al 100% por la VPO de régimen general, la única que se vende. De hecho, las renuncias que ha recibido Vinsa en las últimas promociones (900 de la lista contenida en el censo único) ponen de manifiesto que los precios de la VPT no son alentadores ya que se asemejan cada vez a los de la vivienda libre en un mercado en recesión.

Es el caso del sector Mugartea que en un plazo "récord" de nueve meses ha puesto de acuerdo al Ayuntamiento de Aranguren y al departamento de Ordenación del Territorio del Gobierno foral, con una oferta de un 72,2% de vivienda protegida que se adelanta por otro lado a la obligatoriedad de la nueva ley foral (70% de vivienda social).

El consejero de Vivienda y Ordenación del Territorio, Carlos Esparza Sáez, y el alcalde del Ayuntamiento del Valle de Aranguren, Manuel Romero Pardo, firmaron ayer un convenio de colaboración para la construcción de 800 viviendas protegidas en el término de Mugartea, situado entre Mutilva Alta y Mendillorri. 700 pisos serán de régimen general y 100 de alquiler (Banco Foral de Suelo Público), y otras 300 serán viviendas libres.

Según los plazos que maneja el Gobierno de Navarra, está previsto que los inmuebles se adjudiquen en el primer trimestre de 2011 y se entreguen a finales de 2012 siguiendo un calendario "muy exigente", según Esparza.

crecimiento El representante de Aranguren Manolo Romero subrayó el "total entendimiento" entre las dos administraciones y destacó la apuesta del Ayuntamiento por la VPO de régimen general en una zona con "una clara vocación urbana", próxima al barrio pamplonés de Lezkairu donde "podí­amos haber decidido impulsar otro tipo de vivienda". Reconoció además que en la situación actual no hay sitio para la VPT y la VPP ya que es muy "difí­cil que el ciudadano pueda acceder a ella". Por otro lado, "ha sido un error aquellos ayuntamientos que han decidido quedarse con vivienda libre en nuevos desarrollos", remarcó. Cabe recordar que en la última promoción de viviendas de Vinsa se han ofertado 826 de VPO y 282 de precio tasado; en la anterior promoción fueron 1.055 de VPT y 805 de VPO Régimen General, y 270 de alquiler. En Entremutilvas. las últimas vivienda sociales se han repartido entre 219 viviendas de precio tasado y 192 de VPO. En la urbanización de Ardoi de Zizur Mayor se ordenan 403 VPO y 396 VPT, mientras que en Ripagaina se plantean 905 VPO y 833 VPT lo que demuestra que la VPT era una tipologí­a que competí­a con la VPO.

Además, Aranguren se propone no crecer más hasta compensar "servicios y población". "Queremos dejar claro que con Entremutilvas y este sector en los próximos años no vamos a crecer más", remarcó. Por otro lado, en virtud del convenio alcanzado, el Gobierno adaptará el colegio público y reconvertirá el consultorio médico en centro de salud cuando alcance los 9.000 habitantes (7.000 en la actualidad).

El acuerdo recoge que el Ayuntamiento del Valle de Aranguren se compromete a vender al Ejecutivo foral, directamente o a través de alguna de sus sociedades públicas (VINSA), cuatro parcelas que ocupan una superficie de 6.537 metros cuadrados en el sector Entremutilvas para la construcción de 144 viviendas de protección pública.

Las viviendas de Mugartea se distribuirán en bloques de ocho, siete, seis, cinco y cuatro alturas (más ático), así­ como en una serie de unifamiliares. Para el desarrollo de este sector, el Ejecutivo foral tiene previsto adquirir la propiedad del 70% del suelo.

Por otro lado, el proyecto contempla la construcción de un nuevo vial que conectará la ronda este de Pamplona con el centro de la ciudad a través de Lezkairu. El coste previsto para ejecutar estas obras asciende a 1.998.101 euros y Obras Públicas prevé realizar los trabajos en 2010.

Fecha Noticia: 
14/01/2009